NOMePISESoFREGHAO

grupo de acçom e reflexom ghedelluda

Archive for Marzo, 2008

Estamos no Laboratorio Social AA14

17 03 2008

Nomepisesofreghao participa do laboratorio social AA14, vos convidamos a que estedes ao tanto das actividades que se van programando no novo espazo liberado da cidade, para iso consulta o blog da Cultura Preokupa.

A participación de Nomepisesofreghao está sendo moi activa dentro das actividades do Centro Social e do acondicionamento do espacio, así que as asambleas da Moreia de Parafeministas Desgeneradas, quedan adiadas como tal até o 31 de marzo, de todos xeitos xa sabedes onde atoparnos, aquí, alí…

1 comment

“semana de actividades pola cultura livre e os espaços liberados´´

13 03 2008

cartaz_culturaa.JPG

A_CULTURA_PRE_O[K]UPA a partir do 14 de março em adiante…

inauguraçom @Campo da lenha venres 14 19:00 horas

“semana de actividades pola cultura livre e os espaços liberados´´

Monte Alto*Corunha*Galiza

¿QUÉ É A CULTURA?

Se fixéramos caso do modelo que propón a administración local da cidade, teríamos que pensar que a cultura e o regalo benintencionado que recibimos das fundaciós privadas, que a través de imposicións legais invirten unha mínima parte dos seus beneficios na creación de espacios regrados onde, a parte de cobrar e dirixir as suas actividades, proxectan unha falsa imaxe de servicio social mentras fan publicidade da súa marca. Se este é o modelo social e público da cultura, ésta debe ser algo relacionado con ler Caixa Calicia duascentas veces nun pequeno paseo pola cidade, con rexeitar ós artistas descoñecidos que non teñen un lugar nas súas fundacións, e con cambiar o nome do teatro público por excelencia da cidade cara o deste banco.

Se pola contra escoitáramos o que pensan os medios de comunicación, teríamos coma paradigma cultural a fórmula máxica dos programas da televisión nos que a fama chega sen esforzo e sen maduración intelectual; saberíamos entón que só fai falla pasar un determinado número de días controlado por un milleiro de cámaras e arropado por uns cantos expertos para que de repente o alma do xenio en calquer disciplina fora nosa. Por outra parte, o modelo que propón o mercado basease na crecente comodidade cara á que “o progreso” leva as sociedades contemporáneas. Está falsa comodidade provoca a completa desintegración das colectividades humanas a cambio de permitir o consumo deshinibido de obxetos e productos da “industria cultural” convintemente empaquetados, nos que o nivel de identificación é superficial e excesivamente efímero. Como exemplo cabería falar do sucedido nun tempo record cos cines da cidade, que en poucos anos foron desaparecendo un a un ata quedar dous cines de compañías multinacionais onde o nivel tecnolóxico é tan insuperable coma o seu limitado nivel cultural.

Pola nosa parte entendemos a cultura coma un proceso colaborativo no que diferentes instancias das sociedades aportan accións e marcos de evalución públicos, cos ca xente poidamonós identificar e describir os matices da realidade cotián na que vivimos. É dicir, as nosas inquietudes están máis preto da paradoxa da participación que na lóxica do cidadán-consumidor. E así, as actividades destes días de acçom social estarán dirixidas a promover a cultura participativa, a visibilización das propostas marxinadas polas fundacións e o mercado, a verdadeira cultura popular máis alo do populismo, e a creación dunha plataforma onde poidan existir colectividades emerxentes e antagonistas tanto no contexto do barrio coma no presente global.

Como toda iniciativa realmente estimulante esta nom entende de espectadores espectantes. Polo tanto seguimos o chamado masivo para a participaçom da Cultura_pre_o(K)upa.

¿QUÉ É A POLÍTICA?

A deriva imparable cara o bipartidismo que caracteriza ó contexto político actual é unha clara mostra da condición mercantil do sistema democrático occidental e das corporacións políticas supervivintes.

Mentras a través da análise da simplicidade do discurso político contemporáneo descubrimos o baixo nivel intelectual dos chamados representantes do povo, que encaran a complexidade do mundo cunha actitude sempre reduccionista e homoxeneizante, é a través do desdibuxo das diferencias sociais, por un sistema a priori aceptado por todos, coma se produce este contexto de falsa crispación que agocha a verdadeira paz social e política na que o mercado e as corporacións políticas síntense tan a gusto. De non existir está tensión virtual faríase inviable a participación, e polo tanto o consentimento cidadán, nas “eleccións democráticas”, ante o hastío de escoitar sempre as mesmas historias sen argumentos. Pero por outra parte, outro dos efectos desta falsa tensión é a desactivación e a apatía cidadán á hora de reclamar o seu papel no desenrrolo das cidades.

A política é un concepto ontolóxicamente moi lonxano de esta realidade dos partidos políticos e do sistema democrático actual, que fomenta un círculo vicioso de relacións de servidume entre as grandes empresas privadas, os medios de comunicación masivos e as corporacións políticas, cousa que tódolos cidadáns observamos continuamente con só botar unha ollada ós modus operandi destos actores mediáticos.

Os novos espacios sociais plantéxase entón coma alternativa ó sistema político establecido; coma o refuxio aberto ós colectivos antagonistas e ós cidadáns que queren participar na construcción do mundo de forma activa. Trátase por tanto dun proceso de normalización urbana das iniciativas populares inaccesibles para a cidadanía en xeral. Un espacio autoxestionado coma reivindicación dun campo de corpos políticos posibles no contexto da infantilización da política que parecemos abocados a habitar.

Como toda iniciativa realmente estimulante esta nom entende de espectadores espectantes.

Mais info aquí

Comments are off for this post

7 03 2008

Cartaz actividades 8 de marzo Nomepisesofreghao

convidamosvos a participar e informar das seguintes actividades:

8/3/2008 C.S.A. Atreu! rúa San Xosé, 2.

18:00h C.S.A. Atreu! rúa San Xosé, 2, Queeruhna/A Coruña: confección dun mural xunto as compañeiras do colectivo feminista Nomepisesofreghao co gallo do día da muller

21:00h C.S.A. Atreu! rúa San Xosé, 2, Queerunha/A Coruña: ceador vegano a cultura_pre_o(K)upa (produce A CÚPULA)

21:30h FÉSTA DAS MULLERES. Djanes e Vjanes

Comments are off for this post

8 de marzo de 2008

7 03 2008

Sempre rápida e atenta, a Igrexa (e a alcadesa valenciana Rita Barberá) adiantou a data da celebración de San Xosé, que ademáis de ser o capitalista Día do Pai tamén coincide co remate das Fallas- a nocturna e refulxente cremá- que este ano recae no mércores víspera do xoves santo, polo que obviamente non interesa mesturar ambas festas e moito menos a nivel económico. Ao tempo que os diversos poderes fácticos argallaban esta manobra, nós, ilusas, estabamos pensando en aproveitar o 8 de marzo para, entre outras cousas, solicitar o acceso ao aborto libre e gratuito e pedir melloras para a actual e paupérrima lei de prazos porque cando soubemos a data das eleccións ninguén imaxinaba o que ía a acontecer.  Evidentemente este turbio asunto de acose e derribo ás clínicas que practican abortos orquestado pola dereita máis rancia xunto a súa aliada, a obsoleta Conferencia Episcopal, empurrou a que, trala efectiva axitación social provocada por diferentes colectivos feministas, os principais partidos políticos no goberno estatal se posicionaran abertamente e tiveran que mudar as súas axendas en tan só uns poucos días. Quizáis de aí proveña o medo a permitir as  estipuladas e institucionalizadas, pero non por iso menos necesarias, celebracións do 8 de marzo nun momento no que as reivindicacións están máis politizadas que nunca, motivo polo cal poderían ser considerados actos partidistas nunha xornada de reflexión. Non obstante, por que non prohiben as misas cando é de tod*s sabido que fan apoloxía política de cara aos seus conservadores intereses? E mentres tanto Esperanza Aguirre ten organizada para este día unha marcha-carreira de mulleres para recaudar fondos destinados a “unha” ONG que defende o dereito á igualdade; habería que saber cal é… 

Ante este desolador panorama, no que vemos recortada a liberdade de expresión ao ser ilegalizadas as manifestacións e prohibidos os actos de conmemoración do día da muller traballadora en diferentes cidades do Estado, non podemos quedarnos sen facer nada. A perplexidade e a indignación son tales que lanzamos un chamamento á desobediencia, máis alá de manifestar simplesmente a nosa absoluta repulsa por esta actitude represora e patriarcal. Esta non é senón outra mostra dos mecanismos de marxinación que operan dende o poder hexemónico -estratexia na que as deputadas, coa súa complacencia (in)conscente, contribuiron a que as mulleres volvan a ser esquecidas- xa que isto probábelmente non sucedería co 1 de maio, día do traballador. E se as mulleres non contamos, ou só para dar as cifras das mortas por violencia machista, as migrantes sen papeis menos aínda xa que hai uns días unha muller colombiana foi detida en Pontevedra por acudir a denunciar malos tratos. Vaia, pois como está o patio como para andar desconvocando ás mulleres.

Por todo isto, despois de entregar as autoinculpacións polo aborto nos Xulgados no acto organizado pola Marcha Mundial das Mulleres, promovemos unha convocatoria de concentración ante a Delegación do Goberno da Coruña para reivindicar o dereito a manifestarnos durante 8 de marzo; porque non nos van facer calar!

Comments are off for this post

¿Es el 7 el 8 de marzo? Comunicado da Eskalera Karakola

3 03 2008

El 7 de marzo o el PSOE como aparato de captura
La Casa Pública de Mujeres, La Eskalera Karakola, hemos decidido autodesconvocarnos a una posible manifestación del 7 de marzo de este año y queremos invitar a otras mujeres, a cualquiera, a pensar este mísero baile de fechas al que este año nos vemos sometidas.

Como muchas y muchos sabéis, el gobierno ha convocado elecciones para el día 9 sin importarle un bledo que el día anterior, día de reflexión, se celebre el día internacional de la lucha de las mujeres. Evidentemente, esto no habría ocurrido de tratarse de otras fechas, pongamos, el 1 de mayo. Y, a ver, no vamos joderles a los andaluces con unas elecciones en pleno puente o poner la cita electoral después del 11-M. Vamos, que alguien se tiene que sacrificar y para eso las mujeres siempre somos buenas candidatas.

No contentos con eso, la Delegación de Gobierno y la Junta Electoral se han estado pasando la pelota durante unos días sobre la decisión de legalizar o no la manifestación. Delegación de Gobierno ha acabado por ilegalizarla porque entiende que «altera el orden público» y que «no se puede garantizar que no se exhiba propaganda electoral, garantía más importante, dicen, que el derecho fundamental de expresión”. Todo pese a que la Junta Electoral había reiterado que no se trataba de esa clase de manifestación. No han considerado lo mismo las Delegaciones en Bilbao o en Valencia o en Barcelona o en Pamplona. Debe ser que allí se altera menos el orden público. ¿Será Madrid la tumba del 8m?

Este hecho no nos parece una nimiedad. Indica muy claramente que las reivindicaciones, derechos y presencia pública feminista son un elemento de tercerísima fila. Si fuera un hecho aislado podríamos pensar, ¡vaya!, pues se les habrá pasado. Pero si lo unimos al destino de las reclamaciones que grupos y mujeres sueltas planteamos, entonces deja de ser mala suerte, para convertirse en machismo, política machista. Y esto no es monopolio de la derecha. Pareciera que es la derecha la única responsable de que el aborto siga en el Código Penal, que se haya paralizado desde hace ya tiempo el impulso por garantizar los derechos sexuales y reproductivos o que se haga paternalismo de Estado con quienes quieren ejercer el derecho a parir o no parir. El PSOE grita con alarma, ¡que viene la derecha! ¿Cómo se explica que tras múltiples legislaturas socialistas no se haya hecho absolutamente nada con la legislación sobre aborto y sí mucho en la desatención a las mujeres? ¿Cómo se explica esto sino por la connivencia de cierta izquierda y la derecha en este eterno delicado tema? Y es que hay cosas que no se tocan, porque ahí, en el compromiso, duele.

Y ¿cómo se explica, más allá, la instrumentalización de los derechos de las mujeres que practica el PSOE con leyes de estricta propaganda y poca chicha y aplicación real como las de igualdad, violencia o dependencia? El incremento en el ámbito legislativo ha ido unido al retroceso en las condiciones y recursos materiales dirigidos a mujeres, mayores y niños. Y es que lo simbólico, el talante y las buenas formas no desprecarizan la existencia, tampoco lo hacen los golpes electorales de talonario. En definitiva, ¿qué son los derechos de las mujeres o el propio movimiento de mujeres sino algo que se instrumentaliza en el plano simbólico, y a fuerza de instrumentalización se mata, como bien nos ha demostrado la experiencia de dos décadas de desactivación de los movimientos sociales?

Muchos de los grupos que integramos la Comisión 8 de Marzo nos sentimos enojados ante la amenaza de no poder celebrar libremente y sin acosos electoralistas la lucha de las mujeres. Nuestro espíritu mayoritario era salir juntas, todas, para reclamar, sobre todo en este año, el derecho a nuestros cuerpos, a nuestra sexualidad, a tomar nuestras propias decisiones. Queríamos afirmar, con nuestra presencia en la calle, que más allá y más acá de las elecciones hay vida, que nuestros deseos y necesidades laten a ritmo propio, no al del calendario que se nos imponga de forma oportunista.

Queríamos discutir qué pulso estábamos dispuestas a librar para afirmar algo que un movimiento siempre tiene que defender: la autonomía, la capacidad creativa y la máxima presión para conseguir reconocimiento y arrancar reclamaciones que, como el derecho a abortar, son un hecho. un hecho cuestionado y castigado. Estábamos en el proceso de tensar esa cuerda, de pensarnos y pensar con otras, de valorar de forma responsable una salida, ésta sí, del tiesto.

Este, decimos, era el espíritu hasta que en la reunión de la Comisión del 8 de Marzo, tras conocer la ilegalización de la manifestación, sufrimos un auténtico desembarco del PSOE protagonizado por sus distintas agrupaciones y organismos «independientes» y encabezado por la cúpula de la igualdad. Lo que pasó en dicha reunión merece ser narrado. A golpe de gritos, insultos, pasilleo y acusaciones de radicalismo se desarticuló algo que el movimiento había mimado inteligentemente en otras épocas: su autonomía con respecto a los partidos. La manifestación tenía que ser el 7. Los porqués oscilaban entre la demagogia (¡todos los días son 8 de marzo!), el pragmatismo (otras veces hemos cambiado la fecha; lo simbólico es, eso, simbólico; o, nos van a multar), el oportunismo (lo va a utilizar la derecha. y es que en esta ocasión ZP no quiere hipotecas electorales), el populismo (lo más importante es que seamos muchas, aunque no digamos mucho) y un inusitado esfuerzo por insuflar miedo ante un acto ilegal. Una vez más, cinismo, oportunismo y miedo.

Ya nos veíamos corriendo, cuatro pelagatas radicales, Atocha abajo con la policía tirando gases lacrimógenos, ¡reprimiendo una manifestación de tono festivo que se celebra año tras año desde hace décadas! Y es que «quien se manifiesta en plena democracia de forma ilegal, se afirmó allí, es una estúpida». No parece que les importara mucho esto cuando el 13m de 2004 afirmamos, por encima de legalidades mentales y formales, nuestro deseo de verdad frente al gobierno de Aznar y mandamos al PP al carajo.

Pero hablando de ilegalidades ya estaba el autoritario acerbo de hazañas de la dictadura franquista para recordarnos cuan poderoso son los codificadores sociales al uso, en esta ocasión la edad, la generación, para capturar la diferencia. El radicalismo, ya se sabe, pertenece a la juventud o al pasado, y algunas siempre seremos jóvenes y/o anacrónicas, mientras a otras el cargo se les ha colado en la cabeza. Y es que para argumento de autoridad seguimos prefiriendo a Marx cuando decía eso de que «no es la conciencia de la mujer la que determina su ser sino, por el contrario, el ser social lo que determina su conciencia». El ser social cuidadosamente construido por el PSOE no es sino la desarticulación de la interrogación productiva que para nosotras es la democracia y la imposición vía consenso de los lugares más corrientes.

Poco a poco se fue desvelando el auténtico interés de este partido en aquella reunión. No querían un 8 de marzo que pudiera ser reprochado o ingobernado, pero sí, quizás, un lucido 7 de marzo, al que acaso se sumaran algunos autobuses de más fletados por el partido, como broche femenino dirigido a legitimar una larga marcha hacia la institucionalización del feminismo, eso sí, recordándonos con ahínco que lo del aborto es algo de la derecha; como dice la canción, «¡sacad vuestros rosarios de nuestros ovarios!». Sería bonito poder arañar definitivamente los restos de autonomía en este maltrecho movimiento para que este partido pudiera finalmente situarse, ya sin disfraces, en la cabecera. La insistencia de algunas por interponer un recurso, apoyándonos en la legalización del 8m en otras ciudades, fue recibida literalmente con abucheos y una fuerte agresividad. Y por supuesto nada de publicitar el recurso como medida pública de presión. Algunas nos levantamos para salir de aquella pesadilla, que como un déjà vu, nos recuerda dos tristes décadas de desarticulación, extorsión y expropiación del ansia feminista. Otras se quedaron y siguieron peleando el recurso como una manera de presionar para que no nos roben el día. Gracias a la fuerza de todas, las que nos plantamos y las que se quedaron resistiendo, se aprobó un recurso, imponiendo un voto de silencio sobre el mismo.

En adelante se abren interrogantes de una trascendencia histórica para el feminismo y, en general, para los movimientos. Pero muy en particular para el feminismo, puesto que es su espacio, que no sus demandas, las que han operado como discurso legitimador desde que el PSOE ganara las primeras elecciones en 1982. ¿Se puede rearmar, o mejor, construir un movimiento, una confluencia de gentes acuerdo a nuestros tiempos? ¿Tendremos que habitar ya definitivamente el vacío, sin compromisos directos o indirectos, monetarios o simbólicos, para poder construir un sentido propio? ¿Podemos vencer juntas el miedo a perder alianzas improductivas o directamente dañinas?

En los últimos años se ha desarrollado un trabajo lento y humilde de debate, por ejemplo en el tema de la socialización de los cuidados, entre los grupos de mujeres que desean este encuentro y, más allá, la posibilidad de articular una voz pública diversa en lo común. Este dificultoso proceso puede ser aplastado por maniobras como las que aquí contamos. Entonces. ¿hemos acumulado algo de experiencia para enfrentarlas? ¿Es el 7 el 8 de marzo?

Eskalera Karakola 26 de febrero de 2008

Comments are off for this post